Buscar

15 may. 2014

Tanto tienes tanto vales, o simple postureo

Tanto tienes tanto vales


Una parte de mí que todavía subyace, habla de timidez. Para escribir este post, he tenido que desterrar mitos y prejuicios. Entre otras cosas, porque son cosas que anidan en el subconsciente, y que están relacionados con la mal llamada "conciencia colectiva".
Tanto tienes tanto vales, forma parte del rancio refranero español como el de las apariencias  y aquello de abriendo el sobre de Mayra "hasta aquí puedo hablar". (del 1,2,3)
Seguro que después de tanto rodeo te has ido.
Si sigues, puedes que convengas conmigo en otro mito más fundado: "Las apariencias engañan".
Me refiero a ir de traje, a ir de vestir. A ir de domingo.

Tanto tienes tanto vales


por desgracia es cierto o ¿no? Porque si pusiera tanto tienes tanto velas, al leer rápido hubieras dicho

"que repetío es este tío."

Me quedé en cierto modo conmovido, cuando pasé por la red, y visualice el vídeo ( es difícil ésta expresión) que acompaña y que tu mismo juzgarás.
En la mayoría de las veces es cierto. Recuerdo hace años que fui a hacer una gestión en un organismo público, iba con mis blue jeans y casi no me prestan atención.
Volví a ir, pasados dos días, porque a parte, tenía que rellenar unos papeles para la solicitud.
Llegó el día, me puse una americana (palabra culta o argot de la moda) en lenguaje coloquial, chaqueta, que por entonces llevaba coderas, un pantalón de tergal y una corbata y me recibieron de forma totalmente distinta.

tanto tienes tanto vales

Entonces me he acordado de aquello de que el hábito no hace al monje, y tanto. Aquel día me dieron toda clase de información, me ayudaron a terminar los impresos en la parte de las dudas y faltó que me invitaran a café.
No seamos falsos, ni feministas ni machistas. ¿Que ocurre cuando ves a una mujer, pintada, arreglada. ¿No te tiemblan las piernas? Si dices que no, puede que sea por otras razones muy respetables.
Si cuando dije en tono de guasa por ahí hemos nacido todos, simplemente, sólo podemos vernos bellos, bellas, o despreciables, tal y como vinimos al mundo: ¡Oh, he engordado!
Cuando te dicen: ¡Qué mala cara tienes! ¿No te entra cierto acojone? El día ya lo pasas como un hipocondríaco, pensando en lo peor.

Tanto tienes tanto vales


Es lamentable, aunque también es cierto que si llevas una semana sin afeitar, con un cierto aliento a alcohol, no muy peinado y

[Tweet "con el harapo fuera, pueden que te califiquen de malhechor y seas la mejor persona del mundo."]

En fin,

[Tweet "como dicen que más vale una imágen que mil palabras, un vídeo ¿Por cuanto lo multiplicamos?"]

 

Bueno, aquí lo tenéis aunque Non si puo morire dentro.
Si lo has traducido, sé que lo has leído.
Tanto tienes tanto vales, y a la m... o ¿No?



Derechos de foto: Freedigitalphotos
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...